sábado, agosto 16, 2008

TEXTO BOCHINCHE

TEXTO BOCHINCHE

(Una Historia de miel y huracanes)

LIBRETO ORIGINAL DE:
ANGEL-GEGE- CONCEPCION


Personajes:

María
Ángel
La Muerte



Espacio escénico.

Alegoría a una casa decorada con símbolos de fiesta, en donde habrá una silla. A pesar del colorido se percibe el vacío de una casa abandonada y la espera de que algo pase.



ESCENA 1.-

TRACK 1

En penumbra, entran los personajes. María preside iluminando los caminos con una antorcha, Ángel carga la silla. La procesión llega al centro.


MARIA: En esta casa en ruinas sólo quedamos la silla y yo. Yo, esperando a los que se han ido y la silla como siempre, gobernando, reinando, torturando. Parece como si la casa se construyera porque ella lo pidió, todo gira alrededor de ella; ya no me acuerdo cuando llegó, pero desde que llegó partió la familia en dos, todo se volvió una guerra entre los que estaban sentados y los que se querían sentar. (Retrocede lentamente y se sienta en la silla). Una isla es una ausencia de agua rodeada de agua por todas partes, y esta silla es una ausencia de amor, rodeada de odio por todas partes. Esta casa se está volviendo polvo, todo huele a viejo, como esos colchones de moteles, donde nacieron, sufrieron y parieron, gentes que nunca gozaron, trepadores, oportunistas y tristes idealistas. Esta casa, con estas paredes pintadas de aburrimiento, con estas cortinas que el viento levanta como banderas cansadas y que al caer sobre las ventanas suenan como tumbas, no siempre estuvo llena de carcomas y penumbras, sus habitaciones fueron un bochinche, un gozo, una fiesta, un ciclón de miel.


MUSICA
TRACK 2


ANGEL: (Naciendo) Nuestro amor fue una guerra, una batalla perdida.

MARIA: Sin reyes magos y sin estrella de Belén

ANGEL: Una lucha a tres caídas

MARIA: Y sin límite de tiempo

ANGEL: Te acuerdas María?, tú tenías el cabello del color de las amapolas

MARIA: Sí, pero mis ojos estaban llenos de viento, de agua y de fuego.

ANGEL: Mirabas…. y tu mirada tenía la frescura de los manantiales

MARIA: Sí, pero mis lágrimas eran espinas.

ANGEL: Es que tú tenías el corazón lleno de goteras

MARIA Pero yo lo tengo y no te lo doy

ANGEL: No, yo lo tengo y no te lo doy

MARIA: Estoy amarrada, soy una esclava de la silla.

ANGEL: Recuerda, tu falda de campesina se movía como alas de mariposa, lucero del amanecer, sol del mediodía, estrella del atardecer. ¡Ay!, tu amor fue una rosa de hiel, una flor de retama, una paloma de vinagre, jugaste con mi corazón como un gatito en tu falda y rompiste mi corazón en mil pedazos!

MARIA: (Silba) Volvemos a empezar!!

ANGEL: (Realiza en forma de letanía que se repite con diversas entonaciones) De noche, de día.....


ESCENA II.-

MARIA: (Evocación) Angel era un hombre cristalino, lo conocí en Febrero, entre San Valentín y carnaval. Él, era un hombre sin sombra, estaba hecho de rocío, traspasado de luz tenía los bolsillos llenos de ideales. Queriendo no querer, quería como si nunca se haya querido. A él no le interesaba el poder, no lo apreciaba ni lo despreciaba, lo ignoraba completamente, por eso la silla lo persiguió, anduvo tras él como los perros al amanecer…. Me encanta disfrazarme, ponerme máscaras, ser otra, bailar en carnavales, ponerme un gran sombrero negro y hacerme invisible, poder entrar a la fiesta y poder decir: por qué no disfrutarlo todo en este mundo, o por lo menos todo lo que se pueda y mientras se pueda.

ANGEL: Ni contigo ni sin ti, tienen mis penas remedio, contigo porque me matas y sin ti por que me muero

MARIA: (Descubriéndolo) Un príncipe!

ANGEL: No! Un ángel.

MARIA: Pero los ángeles se mueren de hambre

ANGEL: Siempre he querido ser un ángel, un rebelde, un héroe

MARIA: Eres un soñador, un quijote!

ANGEL: Si yo soy un Quijote, tú eres Dulcinea.

MARIA: ! Cómo pudiste adivinar mi disfraz!

ANGEL: Por que en el campo de donde yo vengo solo hay Quijotes y Dulcineas

MARIA: Pero eres un campesino?

ANGEL: Sí, ahora vivo en la ciudad, pero ni el ruido ni las aguas negras han podido borrar el olor a manantial, a caballo sudado, a estiércol de vacas que llevo en el alma…

MARIA: Déjame olerte! Pero en el campo no hay aire acondicionado, ni discotecas.

ANGEL: Pero cuando nos enamoramos, lo hacemos de verdad, no tenemos amores de gallo ni novia de fantasía, y cuando la vemos el corazón se nos sale por la boca y le decimos: las estrellas en el cielo caminan de medio la’o, así caminan mis ojos cuando estoy enamora’o.

MARIA: Qué cursi, qué pariguayo.

ANGEL: Y su desprecio nos lo bebemos en un trago y el corazón se emborracha y se amarga, y le escribimos bachatas en vez de cartas: (Canta) “Ay a los ángeles del cielo, les voy a mandar a pedir, ay! Una pluma de sus alas para poderte escribir”

MARIA: Qué romántico, parece de telenovelas.

ANGEL: Tú nunca te has enamorado?

MARIA: Y… tú?

ANGEL: Una vez estaba bañándome en el río, cuando ella llegó con su falda de tafetán rosado, y se zambulló en la poza. Las biajacas huyeron hacia los yerbazales de la orilla, y nosotros nadamos y flotamos en todas las direcciones hasta que las últimas claridades se escondieron detrás de una amapola florecida. Cuando ella salió del río, el agua que corría por sus muslos, se llevaba para siempre mi inocencia, la semilla de níspero de sus ojos y la luz del día más claro de mi infancia.

MARIA: Y ahora, tú me enamorarías?

ANGEL: Sí!

MARIA: Cómo?

ANGEL: Quisiera ser un gavillero para prenderme por tu cuerpo como un guerrero. Quisiera ser un gavillero para caminar por tus lomas y praderas, y perderme en lo más oscuro de tus senderos. . Quisiera ser un gavillero para preñarte con mi fusil fusilero, y galopar en un caballo de fuego y matar por amor a los hombres y matar por amor el dinero y por tu pelo en noches como estas, poner una corona de cocuyos sobre ellos.

MARIA: No te emociones tanto, solo estamos en una fiesta de disfraz.

ANGEL: A mamá que le mande la cebollita!

MARIA: Dile que escoja la más chiquita!. Las fiestas son para gozar y como estamos en carnaval, te propongo un juego de comparsas: si tú fueras otro qué harías por mí?

ANGEL: Yo, asaltaría un banco y tú, qué harías por mí?

MARIA: Caminaría sobre las aguas…. El juego consiste en que el que mejor represente su mascarada será la comparsa ganadora y tendrá como premio el poder sentarse en la silla.

ANGEL: Bailamos?

MARIA: Bailamos?

ANGEL Y MARIA: (En coro) Asalta un banco camina por las aguas y pan!, pan!, pan!

MARIA: Te toca a ti primero

ANGEL: (Representando) Es un asalto, es un asalto, y quien es más ladrón, aquel que asalta un banco o los que lo fundan?

MARIA: Es un ladrón, es un ladrón!!!

ANGEL: No me maten solo era de agua, solo era de agua….

MARIA Y ANGEL: (Coro) Aquel que muere por un tesoro, no es más pirata que el que lo enterró, que el que lo enterró, que el que lo enterró....


ANGEL Y MARIA: Asalta un banco camina por las aguas y pan!, pan!, pan!

ANGEL: Ahora te toca a ti.

MARIA: Me quiere, no me quiere

ANGEL: Es la luna o son tus pechos, ven Dulcinea

MARIA: Si yo pudiera con mis dedos deshojar la luna.

ANGEL: Es la estrella o es tu vientre, ven Dulcinea

MARIA: Cayó un pétalo, y dos… y tres....

ANGEL: Es la muerte o es tu sombra, ven Dulcinea

MARIA: Por la luna… nadaba un pez

ANGEL: Yo soy el Quijote…, tú eres Dulcinea

MARIA: Y yo soy la que camina sobre las aguas y en este carnaval yo soy la reina !!!!. Santa Marta la dominadora.... No lo dejes sentarse en ninguna silla que no sea ésta, ni en cama acostarse que no sea la mía, no le des ni un minuto de tranquilidad hasta que no venga a mis pies a parar, óyeme, atiéndeme, escúchame!



ESCENA III.-

ANGELY MARIA: (Cantan) De Noche, de día...

MARIA: (Silba en tres ocasiones Sugieren mandatos. Ángel obedece colocándose el sombrero y parándose en una esquina)

ANGEL Y MARIA: (Cantan) Palomita que vas volando y en el pico llevas un hilo, dámelo para coserte este corazón herido

ANGEL: Ya me casé, ya me embromé

MARIA: Voy despertando llena de besos imaginarios. El día de mi boda fue una fiesta de risas y de llantos

ANGEL Y MARIA: (Recreando la boda) Sí, acepto

ANGEL: Te beso, pero no voy en el beso. La lágrima es la flor de las tristezas, por eso yo me río hasta las lágrimas

MARIA: Me amas y no me amas tú solo buscas otra cosa. Si me vas a querer no me quieras como si yo fuera media isla, quiéreme entera o no me quieras.

ANGEL: Es que cada niño es el mío y cada hembra mi mujer

MARIA: Eres un mentiroso

ANGEL: Es que la verdad también se inventa

MARIA: Eres un impostor, un farsante. Comamos de la manzana

ANGEL: (Intenta besarla) Besarte es esconderse, olvidarme de que la silla siempre estará ahí

MARIA: No todavía no, a ti no te han amado nunca?

ANGEL: Yo no quiero ser un pan servido para todos

MARIA: Tú atraes como un abismo, como un hoyo negro

ANGEL: Yo no quiero ser un hombre domesticado que esconde la cabeza como un avestruz.

MARIA: Solo se ama lo que se supera o se domina

ANGEL: Que canta, que llora, que engendra niños, que habla de la ley y el orden, que cumple con lo establecido, que reza cuando hay que rezar, que perdona cuando hay que perdonar y que roba cuando hay que robar!

MARIA: Yo quiero tener muchos hijos. Yo quiero tener muchos hijos!!

ANGEL: Junta tu boca con la mía, para que se pinte todo de rojo.

MARIA: Dentro de mí, todo, fuera de mí, la silla

ANGEL: Yo quisiera besarte... pero tus labios sangran, sangran! (Canta: las cortinas del palacio)

MARIA: Ángel… no se te olvide nunca que Adán al revés es nada, Eva en cambio es Ave, ave que vuela libre, soberana del paraíso y señora de esta casa!

TRACK 4

ESCENA IV.-

MARIA: (mientras realiza labor de parto) Abril es un mes cruel, te hace crecer la barriga y crece y crece hasta que suena como tambora tocada por los muertos. Abril es cruel te hace parir héroes, mariposas y murciélagos con caras de bebes. Sal hijo mío, sal ya, hijo de dos sangres enemigas, sal a esta tierra maldita, sal ya de entre mis piernas.

ANGEL: (recogiendo la criatura) Se me muere Rebeca, se me muere Rebeca, mi hijo ha muerto y quién es el culpable... La silla, la silla, la silla es la culpable...

MARIA: (Silbato) Darling, ven vamos a tomar el sol aquí en la playa, vamos a enterrar nuestras penas aquí, aquí en la arena. No queremos más héroes, no queremos más mártires.

ANGEL: Es que hay rostros que a estas alturas que no soporto, injusticias que no aguanto, es demasiado lo que pasa, ven, mira, asómate por la ventana quítate las gafas de sol, nuestro hijo sólo ha sido una víctima más. Una víctima más.

MARIA: Ven, ven... Disfruta del sol, la playa, la arena, siempre ha sido así, unos van a la playa y otros al cementerio.

ANGEL: Ay! Cállate lamedora de cruz, servidora de coronas, tú no eres más que un avestruz que esconde la cabeza en la arena. No me vengas ahora con el cuento de la semana santa, el escape y el olvido playero.

MARIA: Si te gusta la vida, la pasión y la muerte, mírala por televisión, la guerra como el amor, se hacen en la cama!

ANGEL: (En coro que se vuelve una letanía) Cuerpo de Cristo

MARIA: No seas tu pendejo, tu no estás en nada, acuérdate de Cristo, de qué sirvió su sacrificio. Ahora, si te vas a crucificar, avísame, para tomarte una foto instantánea y vendérsela a los turistas….

ANGEL: No me hacen gracia tus burlas....Yo me conozco todos los trucos de la silla y sus poses libertarias. Nuestra única posibilidad es transformarla, no demolerle, convertirla en fuente de gozo y no en potro de tortura, bailar con ella por las calles de noche y de día, que ría y que cante, que cante y que ría...

MARIA: Shhh...! Mientras la derecha duerme, la izquierda se divierte

ANGEL: El pueblo unido jamás será vencido, el pueblo unido jamás será vencido

MARIA: Darling...... Ven a tomar el sol.....

ANGEL: (Se quita la máscara) Seguimos María?

MARIA: Ciudadanos, ciudadanos, deben recordar a la hora de votar, que nunca es bueno cambiar de caballo cuando se está badeando un río. Que les parece este pedacito de Quisqueya, si votan por mí, les ofrezco: un puesto en aduanas, una exoneración, un Mercedes Benz, una visa para Nueva York.

ANGEL: …..Nos vencieron, nos derrotaron, fue el pleito del huevo con la piedra, ellos tenían aviones nosotros sólo espejos para defendernos y llegó la plaga del extranjero, a hacernos el fucú, a echarnos carcoma, a cortarnos las alas. Los fusiles tenían la mirada torcida, las balas estaban mitad llena de arena, mitad llena de pólvora… Ya nuestras mujeres no paren hijos, sino pelotas playeras. (Silbato de la actriz) Ay déme alguito, pa’ Rebequita, que está malita y hay que llevarla pa’ el Angelita…..


ESCENA V.-

ANGEL: Mamá, la luna, ya no se baña en las quebradas, mamá?

MARIA: Los hombres son como niños

ANGEL: Mamá..... El caimito, mamá, ya no se chorrea en los labios?

MARIA: Juegan al amor, a la política y a la guerra

ANGEL: Las naranjas, mamá, ya no son estrellas verdes, redondas y amarillas, mamá?

MARIA: Tenemos que ser su amante y su madre

ANGEL: El sol, mamá, ya no brilla en un gajo, mamá?

MARIA: Son torpes e ingenuos.

ANGEL: Quién le comió el gajito a la virgen mamá?

MARIA: Sin nosotras, todo se derrumbaría.

ANGEL: Quién nos apagó los cocuyos y la lámpara jumeadora mamá?

MARIA: Son unos rompe cosas


ANGEL: Quién nos ensució los manantiales mamá?

MARIA: Son unos come estrellas

ANGEL: En qué piedra del río, en qué subida a cuestas, en qué barranca azul nos han matado al toro bravo y a la cigua palmera mamá?, es que María la O se convirtió en pez y ya se fue?, es que su cola de sirena ya no agita el mar cuando le gritan: “María La O, tu mamá es puta y la mía no”

MARIA: Se esconden del mundo entre nuestras piernas

ANGEL: (cambiando de rol) María, anoche soñé con un niño que estaba muerto y además estaba gozoso de sentirse completamente muerto

(A coro: Se me muere Rebeca).

MARIA: Yo también soñé con un niño que estaba muerto. Pero no te preocupes, es que anoche tomamos demasiado morir soñando. La vida es un sueño, un circo de payasos.

(Coro: ¡Oh sanna al rey! .Secuencia de entierro)

ANGEL: Abril es un mes cruel, engendra lilas y mariposas de la tierra muerta, de la tierra muerta!. (Canta) “Venid los moradores, del campo y la ciudad entonemos un himno de intenso amor filial, cantemos a las madres a su ternura y a su afán, y a su noble atributo de abnegación, sin par”

MARIA: Desde hoy todas las puertas y ventanas, la casa, y los que vivimos en ella, pertenecen a la silla.


ESCENA VI.-

ANGEL: Seguimos María?!

MARIA: Por qué no te vas de la casa?!!

ANGEL: Y a dónde me voy a meter? (canta) “Tierra bajo las uñas, manos pequeñas sembrando mundo, cuando yo era un enano yo era profundo....” Ay! Me siento más cansado que un diablo en misa, ir y regresar de la oficina, es como ir y regresar del mismísimo infierno. Subir y bajar del ascensor con tantos hombres con cara de sello, traje gris y maletín de niebla.

MARIA: Hola mi amor!, Cómo te fue en el trabajo?

ANGEL: Me cancelaron...

MARIA: Te puse agua en el calentador...

ANGEL: Me botaron del empleo.

MARIA: Siéntate a descansar.

ANGEL: Y llegar a la casa en donde mi mujer me espera, en donde peleamos por la silla y la silla nos va domesticando, nos va envenenando.

MARIA: Mi amor, aquí está el periódico

ANGEL: Yo no quiero leer.

MARIA: Mira la televisión.

ANGEL: Yo no quiero ver televisión.

MARIA: Tómate un trago.

ANGEL: Yo no quiero tomar!

MARIA: Tu voz suena más triste que el canto de un gallo bajo la lluvia, qué te pasa?

ANGEL: Me cancelaron, me botaron del empleo.

MARIA: Mentira! Tú lo que quieres es irte a jugar softball con tus amigos. Voy a buscarte el uniforme (sale).

ANGEL: Ir todos los días a la oficina a morirme de aburrimiento, a llenarme de disculpas, de perdone usted mi jefe, de cómo está su salud mi jefe, Pegando mi alma con sellos, apagando mis sueños en el cenicero. Yo debí renunciar hace mucho tiempo a ser un esclavo a sueldo, un mártir del empleo, yo debí desgarrarme el traje, quemar el maletín, ahorcar el jefe con la corbata, morder la mordaza. Me oyes María? Yo debí ser un rebelde, un héroe.

LA MUERTE: (Entrando) Concepción, Concepción, Ay! Concepción!

ANGEL: Mi jefe es un mandamás, cree que la silla en donde se sienta es una silla eléctrica hecha para la tortura.

LA MUERTE: Ponche su tarjeta!

ANGEL: Juan Erazo, mecanógrafo, que le gustaba la más IBM que su mujer, pidió soga

LA MUERTE: Ponche su tarjeta!.

ANGEL: Nápoles, cajera, que antes de aceptar el depósito, miraba lujuriosa con sus pestañas postizas, la plancharon a tres caídas.

LA MUERTE: Ponche su tarjeta!

ANGEL: Fuentes, contable, que se doblaba sobre una cuenta que no le cuadraba, mientras su mujer se moría de tuberculosis sin que él lo supiera, le echaron sal en los ojos, le dieron golpes bajos, le hicieron piquete...

LA MUERTE: Ponche su tarjeta señor Concepción!, contable y soñador, meticuloso entre el débito y el crédito para olvidar la soledad que le espera a la salida...

ANGEL: Me descalificaron… y sin límite de tiempo!

LA MUERTE: Ponche su tarjeta!

ANGEL: Nápoles, Fuentes, Figueroa, Castillo, certifico que los golpes, las heridas, y las lesiones son...

LA MUERTE: Correctas!.

TRACK 5 (MUSICA)

PUTA: Qué te pasa? Pareces un loro, muerto a escobazos.

ANGEL: Me cancelaron, me botaron del empleo.

PUTA: Borrón y cuenta nueva, lo que se va no vuelve. Pero no te preocupes, no me pagues, hoy te lo hago de gratis... Te dieron bonificación?

ANGEL: No ‘ombe, que va, a mí lo que me aplicaron fue la polémica. Veinte años trabajando para salirme con el plan Góndola.

PUTA: Ay, que romántico! Eso me recuerda a Venecia. Agua por delante, agua por atrás.

ANGEL: No ombe, que va!, el plan Góndola es un plan de lujo para enterrar a los jubilados, como si me fueran a enterrar por agua, como si yo me fuera a morir ahogado!

PUTA: No hay mal que por bien no venga. Alégrate!! , por lo menos no vas a hacer un pájaro de mal agüero

ANGEL: Veinte años trabajando para esto, un buey capao’ es lo que somos, un caballito valiente que lleva la carga y no la siente.

PUTA: Pero vendrán tiempos mejores

ANGEL: Pero ya yo estoy viejo y cansado, el maletín me pesa cien libras y la corbata perece una cadena en el cuello. Y la ciudad que se vuelve un infierno, y el guía que parece un chiclet caliente y el ascensor que sube y el ascensor que baja

PUTA: Eso está feo para la foto

ANGEL: Y llegar a la casa donde mi mujer me espera: “cuidado que los muebles son finos, cuidado que los cuadros son de marca, cuidado!, que las porcelanas son de China, cuidado que el espejo se rompe”; coño, estoy harto de ella, de la casa y de la silla, me importa a mí que los muebles sean finos y que el espejo se rompa en mil pedazos !!!. Ella no me quiere a mí, ella solo quiere las comodidades que yo podría darle, quién me va a querer a mí?, a un empleado, un hombre gris, a un hombre poquito, a un lambón!…. Yo debí ser un rebelde, un héroe.


PUTA: Vas a repetir la historia?

ANGEL: Cuantas veces sea necesario

PUTA: Y llegar hasta lo último?

ANGEL: Es mi única salida. (Ambos se retiran, mientras Angel canta). “Llegaron llenos de patriotismo, y enamorados de un puro ideal, y con su sangre noble encendieron la llama augusta de un puro ideal”.




ESCENA VII.-

(Juegan a representar el Festival del Merengue. La casa es el escenario y su invitada es la Muerte)

MUERTE: Bienvenidos, bienvenidas sean todos ustedes al cumpleaños de un muerto, al cumpleaños de Angel. Unas palabras...

ANGEL: Querido jefe, tus hijos espirituales miramos hacia tu sepulcro como símbolo enhiesto, y no omitiremos medios para impedir que se extinga la llama que tú encendiste en los altares de la república y en el alma de todos los dominicanos

MUERTE: Señoras y señores, es hora de olvidar todo lo ocurrido

TRACK 6 (Música)

MUERTE: En este festival del merengue se armó la gozadera. Señores y señoras con ustedes, viniendo desde el más allá: el Indio
ANGEL: ¡Un momento aquí no hay indios...!

MUERTE: Perdón. Señoras y señores, con ustedes, el que viene del más allá, el ángel con tambora.....

ANGEL: (canta y danza)…Dicen que Liborio ha muerto, Liborio no ha muerto ‘na, lo que pasa es que Liborio no come pendeja’

MUERTE: Cállate, que el que no está sentado no come bizcocho

ANGEL: Pero yo no estoy muerto, yo no puedo estar en el cumpleaños de un muerto

MUERTE: Pero te morirás mañana

ANGEL: Vete, vete, a mí no me gusta besar a los muertos. Ay mi madre, siento nostalgia por el café y por el trago de ron y me arrepiento, me arrepiento de no haber besado más mujeres en el tiempo en que nada era más importante, que besar a una mujer

MUERTE: La muerte es bella. Se imaginan a una calavera sobre un hombre desnudo?

ANGEL: Morirse es salirse del baile para no bailar más. Lo malo es que a veces nos quedamos con las ganas de bailar. (Al público). Ayúdenme, denme la clave para seguir vivo !!!

TRACK 7 (Música)


ANGEL: (Con la ayuda de la música Ángel muta en un líder espiritual ya muerto llamado Papá Liborio) Ave María cuántas cosas, Ave maría qué serán?! Mirando las cosas claras y sin poderlas remediar! Ígneo fuego, Ígnea luz yo te impetro y a tu conjuro todo vibre con tu poder prístino o esencia…. En dónde estoy, en dónde estoy? Me siento en las nubes solo veo neblinas

MUERTE: Estás en tu fiesta de cumpleaños

ANGEL: Hasta aquí me sigue la silla, quisiera sacarme los ojos y comérmelos

MUERTE: Pero tú no tienes ojos, se los comieron los gusanos

ANGEL: Sí, pero hay muertos que van subiendo mientras su ataúd va bajando

MUERTE: Me han llamado de muchas maneras: Almirante, Generalísimo, Padre de la Patria Nueva. Yo he ahorcado al areíto y a la fiesta, el can y la Cohoba, el bochinche y Anacaona, con látigo en mano y rostro de encomendera, prohibí el carnaval y la independencia a Juana Saltitopa y su heroísmo de cuero.....yo vengo de un lugar en donde la libertad es una estatua y donde yo soy una estatua…yo, he hecho amargo este bochinche de miel y huracanes…

ANGEL: Mis sueños los han enterrado

MUERTE: Siéntate, que el que no está sentado no come bizcocho

ANGEL: Pero es que yo no estoy muerto, yo no puedo estar en el cumpleaños de un muerto!

MUERTE: Pero te morirás mañana. Todo lo vivo que pasa por mis puertas va con la cabeza baja y con un aire de ángel hambriento. Aquí tienes, pastel de orejas de negro hecho con orejas de esclavo que el coronel Arnaud, exquisito cocinero francés y mejor negrero, cosechó en su campaña en África. Aquí tienes, bizcocho con mermelada de sangre de Cristo, adornado con la cabeza de San Juan el Bautista

ANGEL: Ha llegado el fin estoy preso. Aparten de mí este cáliz. Sí, fui brujo, lo que siempre quise fue encontrar la llave que me permita abrir las puertas de la magia y del sueño. Y aquí estoy…dónde estás?, dónde te has metido?, yo estoy aquí muriendo y tu sigues sin aparecer ?!


ESCENA VIII.-

TRACK 8

MUERTE: (Lo sopla por el oído. Entra música. ) Vas a repetir la historia?

ANGEL: Cuantas veces sea necesario

MUERTE: Y llegar hasta lo último?

ANGEL: Es mi única salida

NIÑA: (Cantando) Mi escuelita, mi escuelita, yo la quiero con amor...por que en ella, yo aprendo mi lección. (Se sienta frente a la silla como si estuviera en un salón de clases). Si los pizarrones fueran jardines, traería mi barquito lleno de mariposas y sembraría de rosas todas las aulas, pero sólo son cementerios, tumbas blancas llenas de tiza

MUERTE-PROFESOR: Venga al pizarrón, venga al pizarrón le dije, que le voy a enseñar a dividir y a restar. Venga, cuánto es 32 años de Patria Nueva, más 12 años de caminos sin peligro?

NIÑA: Todo lo que quiera, a mí no me gustan los números, no son más lindos que mi barquito de papel

MUERTE-PROFESOR: Tan grande y tan bruta !!. Venga al pizarrón le dije, cuánto es 16 años de green-go, más 65 años de “go-home”?

NIÑA: Pregúntele a la silla, ella es la que sabe inglés....

MUERTE-PROFESOR: No es la clase de idiomas, es la clase de matemáticas!. Venga al pizarrón le dije: ¿Cuánto es 8 años de borrón y cuenta nueva, 10 años de amnesia, 4 años de pacto anti patriótico, 4 años de anarquía y 8 años de vagabundería?

NIÑA: Pregúntele a la silla. Ella es la que sabe de números quebrados, de cifras rojas, de historias que sangran

MUERTE-PROFESOR: Ah! Sabe historia! ¿Sabe historia?


NIÑA: Yo solo sé que la historia es un cuento, un circo de momias, un cementerio de payasos...

MUERTE-PROFESOR: Cállese!

NIÑA: Me quiere arrancar la cabeza para que no vea el negro detrás de la oreja?

MUERTE-PROFESOR: Cállese! Usted no sabe que hoy es el día de la raza, el día de la Madre Patria!

NIÑA: Yo sólo sé que el lagarto es una gotita de cocodrilo

MUERTE-PROFESOR: Cállese! Usted no sabe que los negros vecinos son nuestros enemigos!

NIÑA: De qué se ríe el arroz con su blanca sonrisa fina?

MUERTE-PROFESOR: Oh! Sangre de España, noble, fecunda e inmortal!

NIÑA: Mi barquito lleno de mariposas, mi barquito de coco y miel

MUERTE-PROFESOR: Los caballos eran fuertes, los caballos eran ágiles…!

ESCENA IX.-

NIÑA: (Toca un silbato)

MUERTE-PROFESOR: (Canta) Ábranme la puerta, ábranme la puerta que estoy en la calle y dirá la gente que esto es un desaire. Allá dentro veo un bulto tapa’o no sé si será un lechón asa’o

MARIA: (Mientras arregla la mesa, para servir la cena) Por qué te fuiste de la casa?

ANGEL: Me tuve que ir. La silla me estaba echando a punta pies. Eran muchas las deudas

MARIA: Mi amor, ayer el cobrador trajo el recibo de los muebles

ANGEL: Y en el fondo del mar, se podrá descansar?

MARIA: Y el recibo de la luz!

ANGEL: Y los campesinos ahogados, sembrarán arroz en el fondo?

MARIA: Y el pagaré del teléfono!

ANGEL: Y habrán playas sin fin, cristalinas y esmeraldas, bañadas por olas gozosas, y un barco de oro flotando...flotando....?

MARIA: Yo no soy una princesa de cuentos de hadas, sólo soy la cenicienta sin hada madrina y sin zapatillas de cristal. Tú, navegando tras la gloria y la Victoria…yo no soy Penélope, coño, yo no soy Penélope y si lo fuera, tejería una mortaja y te enterraría en el olvido….

ANGEL: Está lloviendo y lo peor es que está lloviendo por dentro

MARIA: Y aquí estoy de rodillas, lavando tu recuerdo, lavándolo y lavándolo a ver si se lo lleva el río…

ANGEL: Aquí, todo se está cayendo al agua…

MARIA: Mi vida…que en esta hora ha pasado ante mis ojos…

ANGEL: Aquí, todo se esta ahogando…

MARIA: En esta casa sólo quedamos la silla y yo. Yo sólo he sido su víctima, quería salvar lo poco que se podía salvar de su voracidad y su poderío. Y aquí estoy, sentada, en esta noche de navidad, esperando a que regreses, para cenar con todos los que se han ido…Ahora los peces se deben estar comiendo el último paisaje de luz que había en tus ojos… por eso en esta noche no se encenderá el arbolito

TRACK 9

(Música. Entra La Muerte)

ANGEL: Dónde están tus rodillas, caballito azul, en donde cabalgaron mis sueños verdinegros?

MUERTE: Inocente mariposa

ANGEL: Dónde están tus manos, tan altas, como las escarpadas montañas de Quisqueya?

MUERTE: Inocente mariposa, tus sueños se ahogaron

ANGEL: Nueva York, Nueva York, ciudad de desilusiones y de sueños dorados

MUERTE: En donde los hombres comen perros y por un dólar se matan, inocente mariposa, inocente mariposa. (Toca el silbato, se quita la máscara de la Muerte). Huele a mar, sólo nos salva la fiesta…

ANGEL: Dicen que ayer se ahogó el oso Nicolás Den-dén

MARIA: La casa necesita llenarse de mar para que todo vuelva a comenzar…

ANGEL: Dicen que en un callejón del Bronx, se murió de frío un diablo cojuelo

MARIA: Sólo nos salva la fiesta!

ANGEL: Dicen que a la máscara de Califé, la mataron ayer en la calle ciento sesenta y tres

MARIA: Bailemos todos, vivos y muertos, bailemos este bochinche, esta fiesta de miel y huracanes, bailemos juntos un furioso merengue hasta la madrugada y que nunca jamás se acabe


TRACK 10

(Música. Danzan)



MARIA: (Toca el silbato. La música se detiene) ¿Volvemos a empezar?

(Ambos se miran y luego miran al público)

TRACK 11


FIN

1 Comentarios:

Blogger Miosotis Abreu dijo...

Vamos a bonchinchar!!

9:25 a. m.  

Publicar un comentario

Suscribirse a Comentarios de la entrada [Atom]

<< Página Principal